,

EL BRÓCOLI EN JUEGO

suscribete

Carlos Serrano Miralles. Una Locura Llamada Cocina

 

INGREDIENTES:

*BRÓCOLI.

*MANTEQUILLA.

*AZÚCAR.

PASOS A SEGUIR:

*LAVAR Y SEPARAR CADA PARTE DEL BROCOLI.

*HACER CREMA DE LOS ÁRBOLES DEL BROCOLI CON MANTEQUILLA TOSTADA.

*ELABORAR CREMA CRUDA CON MANTEQUILLA DERRETIDA.

*COCER LIGERAMENTE LOS ÁRBOLES.

*SACAR LÁMINAS DEL TALLO Y ASAR.

*RALLAR EL ÁRBOL.

*MEZCLAR Y COMER.

  Esta receta la podemos considerar un pequeño estudio y reflexión del brócoli y sus partes, con el mismo concepto que con la coliflor. Jugaremos con su ¨anatomía¨,  aceite y mantequilla. Como bien es conocido, el brócoli tiene un valor nutricional enorme y una tendencia a provocar gases…pedos vamos jajaja….

  Solemos al igual que con la coliflor desechar buena parte de su contenido, y con ello encarecemos nuestro alimento y contribuimos a tirar alimento en puro uso. En esta receta, veremos también un pequeño juego cromático a partir de sus elaboraciones, según le metamos mano conseguiremos distintas tonalidades de su verde característico.

 

  Vamos con el tema, separar el tronco, hojas y árboles. Con parte de los árboles los doraremos en mantequilla tostada, o beurre noisette como dicen nuestros vecinos. Echaremos un poco de agua y coceremos ligeramente…a más lo cocinéis más propiedades y sabor perderéis…Como final triturar y colar la elaboración, suele necesitar la ayuda de azúcar por el amargor natural del brócoli.

  Otra crema haremos, pero esta vez trituraremos el brócoli sin cocinar, emulsionándolo con mantequilla y azúcar. Veréis la diferencia de sabor y color.

  Ahora con eso que tiramos, el tronco. Yo saque láminas y después tiras para asarlas fuerte en el horno, pero sin que cogiera demasiada tonalidad. Perfectamente podemos cocerlo para luego asarlo o freírlo. El tallo tiene mucho sabor, pensar que el alimento del brócoli pasa principalmente por el tronco para que crezcan los arbolillos. Algunos chefs, llaman a este tallo o tronco Tuétano Vegetal…yo lo llamo tronco jajaja. Lo importante es que veáis su uso y valor gustativo.

Las hojas si disponemos de ellas, pueden ser fritas, secadas en el horno o salteadas. Tienen también un sabor vegetal muy marcado. Pero por favor lavarme previamente todo.

  Por último ralle y aliñe con un poco de aceite los arbolillos. Y coci al vapor los mismos, hasta que estuvieran ligeramente fundentes. Luego esos podéis freírlos, asarlos, dorarlos…Lo que busco con esta receta es hacer una reflexión y mostrar el uso de lo que tiramos. Por que no solo tiene valor gustativo, si no también económico. Vuelvo a recalcar el hambre que habita en el mundo y el trabajo que llevan detrás los productos. Y bueno como después de comer, disfrutar de los consabidos gases jajaja…

 

Carlos Serrano Miralles. Una Locura Llamada Cocina

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *